mayo 27, 2006

Se oyó el click

Sí, al final de la conversación se oyó el click, el triste, penoso, indeseado y fatídico click.
Del naufragio no sobrevivió nada, fue imposible, pese a todos los intentos, baldíos intentos, que realizó por salvar algo. Todos sus esfuerzos se fueron a pique, había trabajado en el vacío.

Lo último que debe perderse es la esperanza, por que, aún en el caso de no conseguir el objetivo propuesto, siempre te quedará la satisfacción de haber hecho todo lo posible en su consecución.

PAQUITA

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Your website has a useful information for beginners like me.
»

Anónimo dijo...

This site is one of the best I have ever seen, wish I had one like this.
»

Anónimo dijo...

Nice! Where you get this guestbook? I want the same script.. Awesome content. thankyou.
»

Anónimo dijo...

I find some information here.