febrero 13, 2016

En esta casa vive un Tirititero

COPIADO de la pág de FB de Jose-Diego AlaSombrita se siente insultado. 7/2/2016 - Écija
Foto de Jose-Diego AlaSombrita.

Una profesión de alto riesgo. Mañana me volveré a jugar la vida en la carretera para jugarme la libertad en un escenario, pero no cambiaré mi discurso. YO SOY UN TITIRITERO
"Texto de José Manuel Padilla Monge, del libro «Lapidario para gente non sancta», de Padilla Libros."
..............................................

OTRO ASUNTO. Hoy en Perroflautas del Mundo:
Tribu del amazonas crea enciclopedia de 500 páginas de medicina tradicional 


 

1ª MANIFESTACIÓN CONTRA la GUERRA en IRAK. 15/2/2003


* Hace 13 años. El 15 de febrero se celebraba la primera manifestación contra la Guerra de Irak, manifestación que se repetiría al mes siguiente, el 15 de marzo


1.- Concentración en Atocha. Punto Salida. Estación Ferrocarril.
Pancarta: Energía Renovable 


2.- Pancarta, mismo sitio. En Getafe decimos No a  la Guerra
 

 3.- Pancarta: Por un Mundo Mejor. No a la Guerra 


 4.- Vista calle Atocha. Pancarta: Paz

5.- Pancarta. Aznar lameculos de Bush

Art. de 6/8/2015 http://www.eldiario.es/rastreador/Aznar-prefiere-guerra-acuerdo-Iran_6_417218284.html

A ésta primera se nos unieron: Pilar, compañera de trabajo, y los padres de Ángela, amiga de Ana. Lo que no sabía, cuando Pilar dijo de ir con nosotros, es que las multitudes le dan claustrofobia; con lo que, teníamos que ir por los extremos. 
 

 6.- Foto de Pilar: Paquita-Blas-Angelines-Mariano 


7.- Cámara Pilar: Ella y los 3 mencionados






8.-  Museo del Prado, fondo.

Los anteriores saludando a cámara. Anchece,

* Cuando llegamos a la Puerta del Sol nos resguardamos en la zapatería de Los Guerrilleros, adonde fue llegando más gente buscando espacio libre, de la inmensidad que había.

9.- Glorieta de Neptuno. Fuente.


10.- De noche. Sol.  Pancarta: Vuestro Mundo apesta a petróleo

PAQUITA  

febrero 12, 2016

Xarxa Gam. Ejemplo de autogestión de la salud mental. Periódico Diagonal

"Un hombre del pueblo de Neguá, en la costa de Colombia,
pudo subir al alto cielo... a la vuelta, contó.
Dijo que había contemplado, desde allá arriba, la vida humana.
Y dijo que somos un mar de fueguitos.
El mundo es eso -reveló-: un montón de gente, un mar de fueguitos.
Cada persona brilla con luz propia entre todas las demás.
No hay dos fuegos iguales. Hay fuegos grandes y fuegos chicos y fuegos de todos los colores.
Hay gente de fuego sereno, que ni se entera del viento,
y gente de fuego loco, que llena el aire de chispas.
Algunos fuegos, fuegos bobos, no alumbran ni queman;
pero otros arden la vida con tantas ganas
que no se puede mirarlos sin parpadear,
y quien se acerca, se enciende."

“El Mundo” de Eduardo Galeano 


Ana M. Marugan - 8/1/2016: POR SI NO CONOCES ESTE GRUPO DE TRABAJO QUE ME PARECE MUY INTERESANTE. GERMÁN ESTÁ BIEN, GRACIAS AL COLECTIVO. 

 

De: German T. www.xarxagam.org - https://www.facebook.com/xarxagampsiquiatritzadxs - Tres grupos de personas disconformes con el sistema psiquiátrico integran en Barcelona una red para cuidarse mutuamente y politizar sus malestares. Ana Álvarez - 16/01/16 - La Xarxa GAM: un ejemplo de autogestión de la salud mental https://www.diagonalperiodico.net/cuerpo/28906-la-xarxa-gam-por-la-autogestion-la-salud-mental.html 


"Desde hace ya casi dos años nos hemos ido juntando personas disidentes y fugadas del sistema psiquiátrico con el propósito de cuidarnos mutuamente y politizar nuestros ­malestares. Creamos un grupo de apoyo mutuo, sin jerarquías ni profesionales, un grupo de afectadas que querían y queremos hablar en primera persona (del plural) de la salud y de cómo nos desquiciamos y, también de cómo autogestionarla y combatir por nuestras vidas".
Así se presenta en su web la Red de Grupos de Apoyo Mutuo (Xarxa GAM) de Bar­ce­lona, grupos que surgen desde "la necesidad de compartir con pares, con gente a la que le ha pasado algo parecido", señala Germán, uno de sus integrantes, a Diagonal.
La Xarxa GAM se caracteriza por un funcionamiento asambleario, autónomo de las instituciones y alejado de la dirección de "expertos". Los grupos están integrados por personas diagnosticadas y críticas con el sistema de salud mental que, "cansadas de ser el objeto del saber experto de otros, han decidido ser el sujeto de su propia experiencia vivida", explican.
En sus charlas y talleres hacen hincapié, sobre todo, en que lo suyo es apoyo y no ayuda: "Estamos hartos de asistencialismo, porque ya hemos tenido bastante. No es una cuestión de hablar una vez a la semana y sentirnos bien y ya está. Eso no es lo que queremos hacer", relata Germán.
Para él, la diferencia está en politizar ese malestar. "Partimos de la base de que el patriarcado y el capitalismo enferman y quiebran a las personas. Nosotras oponemos al individualismo capitalista y al sexismo, que transforma todo en mercancía y sojuzga, el apoyo mutuo, la solidaridad de los iguales, la alegría de luchar juntas, compartir y cuidarnos", explican.
Un pilar importante de los grupos, junto a la escucha, es el cuidado entre sus miembros. "Si a alguien lo ingresan, vamos e intentamos hablar con los psiquiatras que lo atienden".
Muchos integrantes del grupo han establecido qué quieren hacer si tienen una crisis. "Si yo me pongo mal, llaman a los compas y yo he establecido a quién quiero ver, con quién quiero hablar, de qué manera quiero que se me trate", nos cuenta Germán, indicaciones que previamente ha dado en base a sus propias experiencias. Esa resistencia desde el día a día ya ha dado sus frutos. "La gente ingresa mucho menos que antes", y eso es todo un logro para el colectivo.
Las personas que integran la Xarxa son muy distintas. "Acaba de entrar una mujer que tendrá 70 años", ponen como ejemplo. "Incluso políticamente también. No queremos ser dogmáticos con lo que hacemos. Hay gente que sí tenemos un compromiso más político, de teorizar, y hay gente que va más a su aire. Para mí, uno de los problemas de los movimientos sociales es el de encajonar la lucha. En nuestro caso, luchamos por nuestra salud, y eso es lo más importante", apunta.
Al final, los motivos que llevan a cada persona a acercarse a estos grupos son tan distintos como sus historias. "Unas aspiraban a abandonar el psiquiátrico, otras a no entrar en el mismo a la fuerza, otras a bajar las dosis de drogas psiquiátricas, otras a abandonarlas definitivamente, otras a no caer en la cronicidad y el encierro permanente, otras buscaban apoyo para acompañar su proceso de adaptación a una nueva identidad sexual, otras para superar el estigma de la locura", sostienen.
Además de los tres grupos que integran la Xarxa, ésta también cuenta con el llamado "anillo exterior", formado por personas que dan apoyo a sus integrantes. "Hay un psiquiatra, que es como un asesor en medicación, por decirlo de alguna manera, y vamos hablando con él sobre el tema, y alguna vez él habla con los psiquiatras que nos tratan. También hay un psicólogo de la liberación, muy comprometido políticamente, con el que hicimos un taller para hablar de relaciones íntimas y estigma", cuenta Germán.
Pero lo importante de este grupo es que funcione dentro de la horizontalidad: "Lo que intentamos es que la gente que está en el anillo funcione con nosotras de tú a tú, que no sea desde una experticia".

Ser protagonista

Con el objetivo de adquirir un conocimiento teórico de lo que les está sucediendo y que éste no siempre dependa de un profesional, la Xarxa ha puesto en marcha dos grupos de estudio: uno sobre medicación y otro sobre corrientes de la psiquiatría.
"Estamos hartas de que se nos dirija, de que haya una verticalidad en nuestros procesos. Queremos ser parte activa de nuestra propia vida y tener un conocimiento de lo que estamos tomando para poder jugar con ello, dentro de la adicción que esto provoca", reclaman.
"Incluso inten­tamos desa­rrollar estrategias para hablar con los psiquiatras, que vean que tenemos un conocimiento, poder decirles 'lo que me estoy tomando me hace esto y lo otro, y lo he leído, vamos a probar a bajar la dosis', pero esa estrategia a veces funciona y a veces no. La gran mayoría de los psiquiatras va con la medicación por delante. No se plantean ni que haya alternativas", se lamenta Germán.
Dentro del grupo muchas personas tienen un conocimiento enorme de la medicación, pues llevan tomándola más de 20 años. "Y es increíble el poco caso que se le hace a la persona usuaria y el conocimiento que tiene de sus procesos, y de lo que le ha hecho la medicación en cada momento".
La postura de la Xarxa es claramente crítica con las corrientes psiquiátricas mayoritarias y con la sobremedicalización. "El problema es que te encajan en el sistema para que funciones con él, no te hacen cuestionártelo. Se limitan a decir que esto te pasa porque tu cerebro está mal, y van a regulártelo", dice Germán.
"Hay una dominación de la ciencia biologicista y, al igual que con el 'gen rojo' de Vallejo Nájera, parece que nacemos predeterminados de alguna manera por lo que tenemos en el cuerpo, y que eso no es discutible".
Aprender sobre estas cuestiones les otorga herramientas para tratar su propio malestar y negociar con su psiquiatra: "Cuando vas allí igual estás hecho una mierda. Te agarras a un clavo ardiendo y te crees lo que te están diciendo. Pero dentro de lo susceptible que estás hay que analizar cómo te ayuda lo que te dicen y cómo creas una autonomía en la que tú decidas tu proceso", explica.
Los integrantes del grupo reconocen que su relación con sus psiquiatras es complicada. "Hay una jerarquía muy grande, en la que tú le cuentas todo lo que te pasa y él no te cuenta nada. Y eso ya es una relación de poder de él sobre ti. Además, hay algunos que critican al grupo de apoyo mutuo y le han dicho a gente que no venga. Creen que los estamos convenciendo para dejar la medicación, como si fuera una secta o algo", explican.
Y pone el ejemplo de un compañero que asistía a las reuniones con un permiso del psiquiátrico donde estaba ingresado y al que ahora ya no dejan asistir.
Lo mismo ocurre con las familias, en las que encuentran reacciones de todo tipo. "Hay familias a las que no les gusta nada lo que hacemos. Y otras que nos animan a venir". Refererirse a ellas es un tema complejo. "Si los patrones que tenga la familia te acrecientan el sufrimiento, el estar con ella a veces no ayuda", se lamenta Ger­mán.
Gui­llermo Rendueles, psiquiatra y ensayista, reconoce esta dificultad: "En España, cuando se cierran los manicomios, la única estructura de acogida que sobrevive es la familia. La locura se vive y se contiene hoy en la familia, y por ello nadie se atreve a conjeturar o investigar el papel patogénico de la sagrada institución", explicaba en la revista Viento Sur.

Lucha contra el estigma

Como parte de la estrategia de politizar el malestar, una de las principales actividades de la Xarxa es visibilizar su forma de trabajar, aunque esta tarea se haga difícil. "Es duro cuando das una charla, cuando hablas con la gente, cuando vas a reuniones todas las semanas y vuelves a remover lo que estás pasando". Pero tienen claro que cuanto más se hable de ello, mejor, y que naturalizarlo ayuda a combatir el estigma social que acarrea.
La Xarxa ha dado charlas sobre todo en centros sociales y espacios okupados. "Algunos venimos de experiencias muy dolorosas en el activismo. Y sí que faltan cuidados en general en estos espacios, porque no hay recursos. Cuando una persona se emparanoia mucho con la policía, o por un acoso, o por cualquier cosa, normalmente no hay herramientas. Es muy importante el tema de cómo nos sentimos, es muy importante para hacer lo que hacemos", reconoce Germán.
"En los centros sociales no hablamos de cómo nos sentimos, cómo hacemos las cosas, si estamos a gusto, si alguien tiene una crisis... Cuando damos una charla sí que estamos abriendo un poco eso. Y es ahí cuando la gente te ve, cuando te empieza a contar", concluye.

Ingresos forzosos en hospitales psiquiátricos

El ingreso forzoso en una unidad psiquiátrica es la pesadilla de todas las personas que integran la Xarxa GAM. Sus experiencias son tan traumáticas que han llegado a recogerlas en un fanzine [pdf] donde narran torturas y vejaciones.
"Me dijeron que me ataban para que no me lastimase, pero justamente el delirio que tenía es que todo el mundo me quería hacer daño, yo mismo no me iba a lastimar. Se fueron de la habitación y la cerraron. Permanecí ahí mismo tres días, solo, atado a la cama, me desataban un brazo cuando me traían la comida y la medicación, lo que agradecía mucho al poder tener movilidad, y alargaba la comida lo máximo posible. Yo no sabía qué me pasaba, desconocía por completo por qué me encontraba así y ningún enfermero ni auxiliar en el momento del ingreso se paró a hablar conmigo para preguntarme qué me pasaba, qué temía, o para ofrecerme una pequeña conversación tranquilizadora, lo que era una gran necesidad", relata Joan.
"Todo el mundo decide por ti, tu voz no vale nada, te hacen mil aberraciones, te atan, te dicen mentiras, te contienen farmacológicamente...", explica Eugenia.
El uso de la contención mecánica, la inmovilización del paciente mediante ataduras, está más que normalizado en las unidades psiquiátricas españolas y apenas se habla de ello, como denuncian desde la web Primera Vocal, que impulsa el debate en torno a temas relacionados con la salud mental. Nadie habla "sobre su relación con la falta de personal, con las propias relaciones de poder que se plantean en los espacios de reclusión, sobre su efecto real y tangible en un contexto que se define terapéutico, sobre la manera en la que se incorporan en el sufrimiento psíquico de la persona atada y cómo afectan a su autoestima y percepción del peligro, sobre su frecuencia, las graves complicaciones que acarrean, las alternativas que existen a su uso o las personas que se han muerto en este país al estar atadas durante largos periodos de tiempo en unidades psiquiátricas...", denuncian.
Lo que esconden estas prácticas es otra realidad, explica el psiquiatra Guillermo Rendueles en declaraciones a Viento Sur [pdf]. Las estancias tienen que ser breves porque "las camas de los hospitales son disparatadamente caras. Con ello, hoy se administran unas dosis de neurolépticos que multiplican por nueve o por diez las dosis que se daban a los locos que pasaban largas estancias en el manicomio. Aquellas dosis de neurolépticos tradicionales dan risa hoy".
Nos encontramos, según este especialista, con "unidades hospitalarias para salud mental en las que en 15 días tienes que resolver un cuadro imposible de resolver en ese tiempo, y donde los pacientes están encerrados, atados, supervigilados y presionados por todo el mundo", y añade que "las actuales unidades psiquiátricas están siempre cerradas y tienen unas medidas de seguridad que ríete tú del número de pacientes atados de los antiguos manicomios. Hoy hay un número 20 o 30 veces mayor de pacientes atados –atados literalmente– a las camas".
Solu­cio­nes rápidas que vulneran todos los derechos del paciente.

Siguiendo el modelo de Icarus Project

Uno de los primeros ejemplos de grupos de apoyo mutuo en salud mental es el Icarus Project estadounidense: una red de grupos locales autónomos que comparten una misma filosofía y que lleva más de 20 años de actividad. Se definen por ser “anti-autoritarios, inclusivos, y trabajar contra el racismo, clasismo, sexismo, homofobia y otras opresiones”. Los grupos afiliados crean espacios “seguros donde el comportamiento opresivo no es tolerado”, explican en su web.
Otros ejemplos de GAM en el Estado son Ram-a en Andalucía y un naciente grupo en Madrid.



RESTAURANTE LA GOL-ETA. Menú del Día:


RESTAURANTE LA GOLETA. Menú del Día:
CALDER-ETA de Pescado - COGOLLOS de TUDELA en VINAGR-ETA - TARTAL-ETA  de ATÚN en CEBOLL-ETA - BOCH-ETA de MARISCO - CHULE-TA de BUEY - PANC-ETA a la PLANCHA con PIMIENTOS - TARTA de QUESO sobre CAMA de GALL-ETA

SE ADMITE PAGO con TARJ-ETA
..............................................

OTRO ASUNTO. Hoy en Perroflautas del Mundo:
Avisen a los tertulianos: Irán ya no es enemigo



Títeres de cachiporra, género que se remonta al carnaval medieval

 
Esencial aportación que hace el director del Teatro Principal de Alicante.




 


#TíteresCarmenaEP  

#LibertadTitiriteros




(...) El problema es que ya no entendemos nada, solo somos una turba ignorante dispuesta a demonizarlo todo.
Como en la Edad Media.

febrero 11, 2016

Gora LabordEta

COPIADO de Pedro Chapu Valdegrama // TEXTO: Gora Labord Eta

Balas de furia y fango contra los titiriteros, de Rosa María Artal


7 de Febrero de 2016
España vuelve a estar conmocionada por una anécdota. Si hace un mes fue una Cabalgata de Reyes, ahora han sido unos titiriteros contratados por el Ayuntamiento de Madrid para el Carnaval. “No te lo perdonaré jamás, Manuela Carmena. Jamás”,  jaleó entonces una directiva de FAES, el think tank oficial del PP. Y así es: jamás le perdonan nada a la alcaldesa de la capital porque en ocasiones se ha mostrado dubitativa o ha hecho cesiones ante la poderosa maquinaria que tiene en contra. Ella y todo el que quiera cambiar algo en este país. En cuanto ven un resquicio, meten cuña. Y están alerta ante cualquier actitud que interpreten como debilidad, real o fruto de la simple cortesía.
El desafortunado episodio de los titiriteros ha brindado una nueva ocasión para que la España que se autoerige como “defensora del bien y el orden” vuelva a sacar toda su artillería. Un espectáculo de crítica política --poco inteligente y estético, como el que se ofreció-- no es para niños, sin duda. Pero de ahí a detener a sus autores por “enaltecimiento del terrorismo” y enviarlos a la cárcel con un auto judicial que va a entrar en los anales de la historia del ridículo –si no vinieran avalados por toda una trayectoria del juez de guardia-- va un abismo. El PP se ha personado para acusar igualmente de “enaltecimiento del terrorismo” a la concejala de Cultura del Ayuntamiento, Celia Mayer. Lo que viene a demostrar que las leyes y códigos Mordaza con los que se pertrechó el PP en solitario no eran nada inocentes –nada de cuanto hizo en esta legislatura lo fue. Protestó hasta el Consejo de Europa por esa peligrosa deriva autoritaria del Gobierno español. Desde Polonia, la primera ministra, Beata Szydlo, justificó hace unos días sus escandalosas leyes restrictivas en que otros países las habían puesto en marcha también, en discusión directa con Esteban González Pons, que se mostró en la Eurocámara como un adalid de las libertades.
No es España la que está escandalizada. La desinformación y la manipulación condicionan drásticamente lo que piensan los ciudadanos menos formados pero útiles a sus fines. El Telediario de fin de semana de TVE mentía directamente al afirmar que en el cartel del espectáculo "del Ayuntamiento de Madrid” figuraban “vivas a ETA”. De nuevo han llegado las portadas y los editoriales del más sucio periodismo. Y ya no es la anécdota, lo que importa es descalificar todo el trabajo. El editorial de El Mundo del domingo 7 de febrero no puede ser más explícito y vehemente: “El fiasco de los nuevos alcaldes: sectarismo y gestión ineficaz”.
Y ahí estamos. Pobrecitos niños que asistieron a un mal espectáculo de títeres en esta España en la que la política y la prensa dispensan un trato de auténtico mimo a la cultura. Pobre hija de la directiva de FAES que vio algo falso en los trajes de los Reyes Magos, que no se ajustaban al patrón, de existir uno solo. ¿Dónde estaban políticos y periodistas cuando no abrían los colegios de Madrid en vacaciones para dar la única comida caliente a muchos niños? ¿Dónde se metieron al constatar que las políticas de la recuperación para los ricos practicadas por el PP de Rajoy elevaron la cifras de pobreza infantil del 17% en 2011 al 34% en 2015? ¿Y en qué se ocupaban todos ellos mientras políticos del PP se enrolaban en Púnicas y Taulas para robar de los presupuestos de los colegios, para sacar tajada hasta de dar las clases en barracones? Pobrecitos niños, menos mal que alguien vela porque no se contaminen de mal gusto con los títeres en una tarde de Carnaval.
Pobres adultos también los de los municipios del cambio. Acostumbrados a la gestión eficaz de Gallardón y Botella en Madrid, que nos endeudaron por lustros para hacer el soterramiento de la M30 o jugar a los Juegos Olímpicos a fondo perdido. La Operación Canalejas, el hotelito adjudicado en una esquina del parque del Retiro frente a la Estación de Atocha, a toda prisa y con premonición de que el edificio iba a estar en ruina en la fecha oportuna. Grandes amigos se benefician de las concesiones. En el hotel, el exministro Abel Matutes y El Corte Inglés. Esto sí que son gestiones para la ciudadanía. ¿Y la venta de viviendas sociales a fondos buitre, hoy en reclamación judicial, y que ha provocado una dimisión? No recuerdo haber visto con todo esto editoriales y portadas críticas. ¿Y de Rita Barberá en Valencia? ¿Rus? ¿Camps? ¿Fabra? ¿Sonia Castedo en Alicante? ¿Baltar en los fiordos gallegos? ¿Amat en Almería? ¿Quizás el edificante episodio del PP en León? El sectarismo y la mala gestión están en la izquierda...
No son las corporaciones locales, o no son solo ellas. El Gobierno sin mayoría absoluta que debe negociar Pedro Sánchez está en el fondo de la campaña. Y de las encuestas inverosímiles de El País, arrojadas como espadas que mutan las opiniones demoscópicas en vertiginoso time lapse. Y de las declaraciones que evidencian lo mal que envejecen los que siempre parecieron botarates (y machistas) como Alfonso Guerra, mentando hasta el 23F. ¡Qué gran dúo presidencial forman hoy Guerra y González al servicio de que todo siga igual! Igual, con una corrupción que nos anega hasta mermar el oxígeno de la decencia. Con su desigualdad récord, que callan. Y con su autoritarismo por barrios. Otro de los francotiradores de la ultraderecha, Jiménez Losantos, soltó por su radio que, de tener una escopeta, dispararía a miembros de Podemos, que se le solivianta el “agro” cada vez que los ve. A ver si alguien seguía el mandato de su incitación a la violencia… Sin detenciones, sin declaraciones, sin editoriales, sin portadas, sin tertulias amplificadoras…
La parte de la sociedad que se deja dirigir se escandaliza de lo que esta maquinaria quiere, pretendiendo que piense y vote también lo que a ellos les conviene. Con éxito en muchos casos. Es una labor masiva, que casi alcanza para hacer dudar a ciudadanos de buena fe. Incluso ocultan parte de los datos, lo que, en el lenguaje de los conceptos, consiste en falsear, sin paliativos. Las medias verdades son mentiras completas. Y el PSOE debería cuidarse de utilizar esa táctica. Por ejemplo, todos han vetado a alguien en la negociación. Aunque solo se resalta el veto de Podemos, y no por casualidad. Lo que se dilucida es un Gobierno de derechas --como el que ha gobernado durante los últimos 4 años-- u otro progresista. Y sus integrantes son incompatibles. El PSOE, si es socialista, no cuadra demasiado con la derecha. Y le puede salir mal la jugada. Porque además de los pactos a la alemana, están los pactos a la portuguesa. Y porque en Grecia y en el Reino Unido, socialistas y liberal-demócratas se volvieron irrelevantes tras apoyar a los conservadores. No es fácil votar el TTIP y el TISA con el PPE europeo y hacer en casa políticas progresistas. Pero ahí cabría algún margen más de confianza del que se brinda en un pacto de derechas. Con esta derecha española.
Túnicas y polichinelas más o menos afortunados para enfrentarse al bombardeo constante e inmisericorde de lo que toda la vida se llamó los poderes fácticos, hoy con la prensa entre ellos. Ya no Cuarto Poder al servicio de la sociedad, sino Tercer Pilar del Sistema corrupto. Aunque su peso es aplastante, otro periodismo, el periodismo, sigue abriéndose paso entre las vías de los tiempos oscuros. Por las brechas de la posibilidad, como escribió John Perry Barlow (@JPBarlow), uno de los primeros teóricos de Internet. Quien lo quiere realmente puede informarse. Y las campañas de tan escandalosa obviedad terminan por caer sobre sus actores: es como escupir al cielo. En vertical, todo es más racional y prosaico de lo que parece.

Los Nuevos Límites de la Sátira Política, de Malagón

AUTOR: Malagón. 7/2/2016

..............................................

OTRO ASUNTO. Hoy en Perroflautas del Mundo:
Zygmunt Bauman: “Las redes sociales son una trampa”



febrero 10, 2016

Costa Rica XVIII. Bastimento-Esnórquel-Isla Zapatilla y parrilla, 2/12/2015

Las fotos llevan una explicación y al relato lo precede un *asterisco. Lo copiado aparece "entrecomillado". Para VER las FOTOS, sus detalles, DEBEN AGRANDARSE clicando sobre ellas. Crónica anterior Costa Rica XVII. Bastimento-Bocas Toro-Playa Estrella-Isla Pájaros-Isla Carenero, 1/12/2015


613.- Amanecer del día 2 en Isla Bastimentos. Vista a dcha. del hotel.


614.- Vista hotel, desde pasarela subida a lanchas. Pájaro cazado por la foto.


615.- Pelícano, huyendo de la foto, casualmente.

* En el hotel también se aloja una joven catalana, 37 años, que viaja sola, al igual que la joven de Murcia conocida en La Fortuna.
Esta mañana toma una lancha para continuar su ruta.
Fue Encarni la que habló más extensamente con ella; al igual que con la argentina que viene en el tour que haremos hoy.


616.1.- Cuervo, o similar, en la misma pasarela anterior. córvidos
 








616.2.- Foto de Blas. Hora: 7h. 20´

Vista de la casa situada a izda. de nuestro hotel.

* Una de las cosas que más me llamó la atención al comenzar este viaje, además del exceso de rejas, alambre de espino y concertinas instalado en las casas y similares (hablo de Costa Rica), fue la abundancia de desechos plásticos que había por la calle. Aquí, en  Panamá se repite esto último, extendiendo el problema a su unión con el mar.


617.- Lancha de viajeros pasando frente al hotel. Pelícano y dos gaviotas




618.- Los dos hermanos, de origen africano, que nos llevarán de tour en su lancha.
Precio: 35 dólares c/u
En la lancha vamos 9; ya los presentaré.
Hora de salida: 10h. 30´
Muelle del hotel: pasarela madera.

* Quizá sea éste el día en que hagamos más vida de turista clásico, siguiendo el programa establecido por otro.



619.- A izda. hotel. Pelícanos en los árboles. Veo 7


620.- Palmera a izda. foto anterior. Más pelícanos.


621.- Mirando atrás. Casas por las que pasamos. Isla Bastimentos


622.- Islas principales del Archipiélago de Bocas del Toro, dejadas atrás.


623.- En la distancia...


624.- Practicando esnórquel, a pocos metros de profundidad.


625.- Parque nacional Isla Bastimentos En el agua: el más joven de los dos.


626.- Algunos con salvavidas, como quitamiedos.


627.- Varias lanchas y ocupantes en la misma tarea.


628.- Muchacho anterior con una Agua viva o medusa en la mano ¡aquí no pican!


629.- Los dos hemanos guías y la muchacha finlandesa.


630.- Blas, disfrutando lo suyo.


631.- Una de las islas Cayos Zapatilla


632.1.- A dcha. de anterior. Peñascos cercanos a ella, dcha.


632.2.- Foto de Blas. Fondo anterior, desde tierra
Hora: 13h 15´. Paquita, posando.

* Tras el buceo y avistamiento de peces y otros, nos llevan a una de las dos islas Zapatilas.

Cayos Zapatilla"grupo de dos islas deshabitadas, rodeadas de un arrecife de coral, situadas al este de la Isla Bastimentos, en el Archipiélago de Bocas del Toro, en la provincia del mismo nombre al noroeste del país centroamericano de Panamá.
Cayo Zapatilla Norte tiene 14 hectáreas de extensión, mientras que, al sur, el otro Cayo Zapatilla es comparativamente más grande con 34 hectáreas. Ambas islas se encuentran dentro de los límites del Parque Nacional Marino Isla Bastimentos, al norte de Cayo Agua e Isla Popa"


633.- Almendro entre palmeras. Blas


634.- Más adelante. Bromelias sobre tronco caído. Blas


635.- Más adelante. Blas preparado para bucear.


636.- Misma situación. Yo, distanciándome. Aquí: bromelias en el suelo.


637.- Saludando a cámara: Blas. Bromelias, arena y palmeras. 


638.- Cerca del centro de interpretación del parque. Barca a izda.

639.- Córvidos negros, entre los cocos.

* Dado mi poco  apego al agua, me encamino a la senda que rodea la isla. Llego hasta unas construcciones; son del Parque nacional Isla Bastimentos. Hay un pequeño muelle y unos no castellano hablantes que deben haber arribado aquí.
Medito un poco y concluyo que, no debo continuar el rodeo o me distanciaría demasiado, sin tiempo para volver al lugar en que nos dejó Antuán, que así se llama el capitán de la lancha, hermano mayor de la pareja.


640.- Caparazón, al parecer muy antiguo, de crustáceo. Caracola. Incluye semilla.

* Cuando estoy de vuelta aún no llegaron los hemanos. Se despidieron, dándonos recreo hasta una hora determinada. Se iban a ver si pescaban algo.

641.- Producto de su pesca.


Jureles, nos dijeron que eran jureles.
Caranx caninus "Caranx caninus es una especie de peces de la familia Carangidae en el orden de los Perciformes"

* Cuando volvieron lo hicieron cargados.
Se les había dado bien la pesca.



642.- Otros peces, quizás iguales sólo que más grandes, que conservaron en agua de mar.

* Algunos recolectan cocos, los limpian y tomamos de entrante de la comida.

643.- Antuán preparando una parrilla. Mirando: Encarni, argentina y alemanes.


644.- Hemano pequeño de Antuán
Él preparó, limpìó de vísceras, los peces y ahora los coloca en la parrilla improvisada.
Fondo: los alemanes y la finlandesa.

* Nos parecía increíble que pudiera guisarse bien, estando tan alta la parrilla, respecto del fuego.
Lo cierto es que a la media hora, de cocinarse, estaba hecho.
¿Platos? Hojas de palmeras en ciernes, muy abundantes.
Tenemos piña y papaya, la compartimos con el grupo, como fin de comida.

645.- El muchacho finlandés sirviendo la comida


* En el tránsito de la comida, se nos acerca un guía nativo pero no de origen africano; o sea: blanco.
Pregunta por el ejecutor del fuego.
Argumenta que no es buen sitio para hacerlo, puede extenderse...
Cuando señalamos la autoría, recula... ¡Bueno, él ya sabrá lo que hace!





646.-

Servido!

* Comentado con Antuán el asunto, y la conveniencia de dejarlo apagado, resuelve que ¡esto no es España, aquí hay mucha humedad!
Cuando nos vayamos, no tendremos la certeza de que, al día siguiente, nos despierten con el anuncio de un incendio.



647.- Despidiéndonos del momento robinsón. Parejas: finlandeses y alemanes.


648.- Lancha de Antuán y otra. Pasarela chiringuito


649.1.- A izda. de anterior. Pelícano volando. Vegetación: Icaco
"Chrysobalanus icaco o se encuentra cerca de playas marinas y en el interior continental de la América tropical y la Cuenca del Caribe. El individuo de la costa es altamente tolerante a la sal, por lo cual a menudo se planta para estabilizar los bordes de la playa y evitar la erosión




649.2.- Foto de Blas

Hora: 16h. 50´

Perro del lugar, tras Paquita

* Parada en un chiringuito.
Algunos siguen con el buceo.
Otros tomamos cerveza.



650.1.- Sol poniéndose. Plataforma de madera. Escalera subida.



650.2.- Foto de Blas. Puesta de sol, desde chiringo


Paquita





651.- Trama vegetal del tejado del chiringuito



652.- Puntos de amarre de las lanchas
Pequeños, pues el peso es poco.

Pies de hermano pequeño.

* En el recorrido que nos hizo, tuvo que parar dos veces a repostar combusible. Esto es, llenar un bidón y volcarlo en el depósito.

653.1.- Foto de Blas. Puesta de sol volviendo a Bastimento.


653.2.- Bastimento a la vista.

* Puesto que tenemos que madrugar el día siguiente, para seguir ruta, pedimos la cuenta en el hotel Bubbas, tras la cena. Hemos pasado 3 noches, dos habit. El precio de cada una es : 45 dólares. El importe de las cenas de dos días suma 66 dólares. El desayuno de esta mañana: 16 dólares. El tour: 140 dólares. Las cervezas: 12 dólares a 1,5 c/u y una lavadora: 8 dólares. Total factura: 512 dólares + 10% de Impuestos = 563 dólares. 282 cada pareja.

Crónica siguiente http://paqquita.blogspot.com.es/2016/02/costa-rica-xix-bastimento-bocas.html

PAQUITA
..............................................

OTRO ASUNTO. Hoy en Perroflautas del Mundo:
El trabajo infantil que esconden las baterías de coches eléctricos y smartphones

Permanezcan atentos a las trampas, de Rosa María Artal