noviembre 11, 2016

Cuando nosotros dejemos de tener miedo, ellos tendrán pavor.

COÌADO de la pág. de fb de Javier Nix Calderón el 10/11/2016


Era 1814. Fernando VII se coronaba rey de España mientras la muchedumbre gritaba "¡Vivan las cadenas! ¡Muera la Constitución!". España había acogido la proclamación de la Constitución de 1812 con una esperanza casi mesiánica. Dos años después, la situación en España era igual de desastrosa que siempre.

Nuestros antepasados tuvieron claro a qué culpar: a esa nueva libertad nunca antes vista, a los derechos recientemente adquiridos. El rey captó el mensaje enseguida: reinstauró el absolutismo, persiguiendo y matando a los que habían luchado por la libertad. El peor rey que hemos padecido nos ofreció los 20 años más oscuros de nuestra historia contemporánea, con el permiso de Franco.

En los mítines de Trump se repetía la consigna "Make America great again".
El futuro produce vértigo, la globalización incertidumbre. Medio país, hastiado y atemorizado, elige al candidato que ha sabido actualizar ese miedo eterno al cambio y al progreso. Entre aquel "Vivan las cadenas" y el nuevo "Fuera los hispanos y musulmanes de América" hay una diferencia de 200 años. Pero el miedo es el mismo y huele a lo mismo: a ignorancia, a libros sin leer y a prejuicio. A medida que el mundo se hace grande, el miedo crece en la misma proporción. Reconocerlo y disiparlo parecen, ahora mismo, la única solución. Porque, cuando nosotros dejemos de tener miedo, ellos tendrán pavor.
..............................................
OTRO ASUNTO. Hoy en Perroflautas del Mundo:  Sonidos del pasado en Alemania, de Roger Suso